LuquitasG
Rango6 Nivel 27 (1102 ptos) | Novelista en prácticas
#1

Aún recuerdo esa noche, aún me parece sentir ese cosquilleo en mi abdomen casi quemandome, el sudor en mis manos, el calor que subía desde mis pies hasta mi cráneo cuando la veía venir hacia mi.
Del otro lado, ella, tan hermosa como una flor en un atardecer de primavera, aún más bella que la flor que guardaba en mi bolsillo para ella.
Escuchar sus pasos caminando hacia mi en esa silenciosa noche, era como escuchar la lluvia caer en verano, tanta paz.
Cuando su boca rozo la mía, sentí que nada más importaba, solo ella, solo su sonrisa, solo su cuerpo cerca del mío.
Yo había pasado por esa plaza un par de veces, pero esa noche, esa noche esa plaza se convirtió en un lugar increíble para mi, y es que todo lugar que me recuerde buenos momentos, es importante para mí, y su compañía, su compañía esa noche fue como un claro de luz en toda mi oscuridad.
Una eternidad duraron sus besos, una eternidad se convirtió ese momento, pero hasta la eternidad más larga debe de terminar.
Ahora espero con ansias ir en busca de esa eternidad de nuevo. La amo, y eso no va a cambiar nunca.

Hace 10 meses Compartir:

0

2