SilverGeese_17
Rango5 Nivel 22 (528 ptos) | Escritor en ciernes
#1

Por un incidente escapamos por poco de la isla. Solo eramos Astrid, chimuelo y yo. Parecía un desastre a proporciones épicas, mientras volábamos entre las nubes. El sol se escondía en el horizonte, donde ella comenzó la conversación con una sonrisa incomoda.

Astrid: Su pongo que tenemos que hacer algo, ¿verdad? —Mira con ojos Cerios, mientras aprieta el puño.

Hipo:debemos arreglar todo en la isla y despertar a todos.

Hipo:por ahora hay que buscar un antídoto.

Astrid: Si, hay que areglar otro de tus errores. —Le voltio los ojos— las tima que ami dragón le alcanzó el polen. —Estaba desconsolada.

Hipo:oye no fue mi culpa —le grita— solo confundí las plantas.

Astrid: yo no te creía capas de algo tan torpe. —Mira el sol ocultándose. — Sé está haciendo tarde. ¡genial!

Hace 11 meses Compartir:

0

2
#2

Nosotros llegamos a unas islas cercanas, donde había las montañas más grandes que recubría diversas cuevas. Aún parecía que no me había perdonado.

Hipo:es cierto, no debí cometer ese error. Perdón —se sienta en el suelo y mira el cielo. — ya es tarde... Deberíamos descansar aquí.

Astrid: Bueno, hay que revisar que trajimos. —Saco su mochila y la tiro junto a Hipo. — ¿Me ayudas?

Hipo:esta bien —la reviso y encontró un par de pescados.

Astrid: Ahora nos faltara leña. — Miro al Boscaje entre las cercanía. — Creo que podre ir y regresar.

Hipo:yo revisaré si encuentro algo de comer.

Astrid: Si, deberías buscar por las costas con Chimuelo. —Miro la cornisa que parecían escuchase desprendimientos. — Estoy segura de que no arruinarás nada.

Hipo:esta bien... ¡Pero no fue mi culpa! —Le insistio, subiendose en chimuelo y se alejo.

Luego de un rato. Llegue al campamento con comida, parecia que ella habia llegado primero.

Astri: ¡Llegas tarde! —Exclamo, al preparar los troncos.

Hipo:no pusimos hora limite. —Dije, pisando fuerte con el pie.

Astri: Eso no importa. —Comenzó a acomodar los leños. — Necesito algunas piedras —Apunto, hacia la caverna de forma insolente.

Hipo:yo iré. —me levanto, camino hacia las rocas y recojo un par. Luego las llevo a hacia ella.

Astri: !Eso bastara¡ —Aseguro, mientras se golpiaba las manos. — !Chimuelo¡ ¡Haora!

Hipo:¿ahora? —Pregunte, odservando su cabello amarillo. El cual parecia movese con el viento.

chimuelo enciende la fogata y comenzo sentarse junto a ella.

Astri: Listo, ya podremos conocinar. —Sentandose con chimuelo. — Espero que todo este bien. —Aclaro con voz triste, mientras miraba la oscura noche.

#3

Hipo:Estoy seguro que lo estaran. —Asegure, al sentame asu lado. — Esa cara es por tu dragon. ¿Cierto? —Miro el ceño frincido de ella.

Astri:Si... Pero no es la primeravez que nos metemos en estos aprietos. — Miro sus ojos fijamente. — Eso no quiere decir que no es tu culpa —Fruncio el seño mirando la fogata.

Hipo: bueno tal vez si haya metido la pata.

Astri: Esloque te he dicho, desde que llegamos a esta isla. — Con una mida fria.— Hay que encontar una cura para esas plantas. —Chimuelo poso su cabeza en sus piernas.

Hipo:— acaricio a chimuelo. — Y le encontraremos Astri te prometo que la encontraremos, y todos estarán bien.

Astri: Si estoy segura. —Mirando su cara con una pequeña sonrisa. — ¿Donde crees que estamos? —Pregunto, mirando el bosque.

Hipo:— sacó un mapa. — No estoy muy seguro será una parte nueva o algo asi.

Astri: Miro las rocas. —Creo que se donde estamos. —Miro el mapa de forma incomoda. — Estamos en la isla de los Dragones. ¿No?

Hipo: *miro detalladamente* parece que si...

Astri: ¡Eso no es todo! —. Viendo en el cielo oscuro un dragon. — ¿Eso es un dragon?

Hipo: *veo una silueta* si creo que si es un dragon.

Astri: pero es diferente parece que... —Distinjiendo sus ojos de tres colores. — !Chimuelo tiene razon de preucuparce¡ —Miro su rostro firme en la sonbra.

Hipo: Uh?

Astri: Tenemos que escondernos. — Miro la cueva. — !por aqui¡ — Hagarro su mano mientras corria.

Hipo:— vamos y nos escondemos. —Entrando en la caverna con chimuelo y ella.

La criatura parecia mas pequeña que un dragon, con tres cabesas y ojos de distinto color. estaba olfatiandonos y no dude en guardar silecio.

Astri: Oye,¿que dragon sera? —Pregunto en voz baja, mientras lo veia comerse el pezcado. — Hay va nuestra comida.

Hipo: no lo se.

Esta alza vuelo y desaparece entre laspenunbras de la noche. La fogata aun esta ensendida.

Astri: lo que haya sido se fue, pero es extrano.¿verdad? —. Acarisia a Chimuelo. — Se comieron los pecados,menos mal que trajistes carne.

Hipo:— se hacerco a la mochila y Saco carne. — Si, es extraño.

Astri: ¿Por que no se comio la carne? —Miro con el ceño fruncido, mientras le echava leña al fuego. Se escuchaba una respiracion hagitada dentro de la caberna.

Hipo: no tengo idea. —poniendo la carne en la fogata con una vara. — Me parece, que puede estar pasando algo mas.

Astri:— Vorteo su cabeza hasta la cueva. — ¿Que?—Mirandolo con ojos inseguro. — ¿Es cuhas algo?

Hipo: *trato escuchar* no

Astri: creo que pudo ser mi imajinacion. —Dijo caminando serca de la entrada. — Aqui no hay nada pero es profunda.

Hipo: *me acerco a ti* ten cuidado astri.

De pronto entre los ecos de la gruta se escucho una voz. — No te preucupes dragoncillo que encontrare ayuda.

Astri: ¿Que hacemos? —Pregunto, mirando a Hipo.

Hipo: Uh? Escuchaste eso?

Astri: ¿Que hacemos? — Pregunto, mirando a Hipo. — Si, lo escuche que podria ser... —Se hacerco mas a la caberna. — ¡Aqui no hay humanos!

Hipo: oí que menciono un dragoncillo debemos bajar y ayudarlos.— Aclaro con voz sorplesiba.

Astri: ¡pues vamos!—Expreso, Caminado junto con chimuelo. — ¿Vienes?

Hipo:¡claro! — voy junto con Chimuelo.

Al entrar llegamos a una pendiente. — ¡No dejare que te mueras! —Grito, con la grimas en sus ojos. Perecia una chica que estaba acorralada, en una esquina. Quizas una bestia estaba buscandola.

Hipo: ¡debemos darnos prisa!

Astri: —comenzo a escuchar unas pisadas en el fondo del tunel. — ¡Rapido! —Miro lo que parecia un perro de tres cabezas.

Hipo: vaya nunca eh visto algo asi. — Estaba inprecionado.

???:— Los miro con enojo. — !ayuden¡ —Tenia una sesta en la mano. — Creo que hay viene. —Dijo, mirando como se hacercaba.

Astri:— Se lanzo en su espalda. — !Apurate¡ !Hipo¡ —Expreso, sintiendo sus escamas negras.

Me subo a chimuelo y bajamos rapido.

???: — No hagas eso chica. —Le miro preucupada. — !Bajate rapido¡

stri: ¿Que estas dicendo? —Pregunto, pero unas cadenas le ataron la sintura. — ! Que esta pasando¡ —Exclamo, sintiendo como se deslisaban en su cuerpo.

Hipo: ¿hu? —Le miro sus ojos. — ¡Astri!

Astri: ¡ayudame! Hipo... —Intentando librarce, pero sentia como su cabeza daba vueltas.

Hipo: !voy Astri¡

???: No la toques al menos que quieras, que te vinculen a ti tanbien. —Le tomo la mano con fuerza. — Solo dile a tu dragon, que use sus garras —Dijo, escuchando el rujir de la bestia.

Astri: ¡No lo hagas! —Grito, levantando la mirada sus ojos se pusieron cafes. — Ella es mi jinete, ¡haora! —Distingia sus cadenas, mientras se volvia mas grande.

Hipo: ¡que estas diciendo Astrid!

???: Ella. Ya no es lo que piensas. —Miro distingiendo sus ojos. — Es un jinete de la bruja.

Astri: Si, soy un nuevo ser conpleto. —Miro las alas que le habian brutado. — ¡yo le sirvo a la bruja! —Caminaba con su tileza.

La bestia se veia mas fuerte, con un corazon invertido en su cabeza principal. — Esta chica me adado mas poder —Aseguro, apretando sus patas con fuerza.