DanaMaat
Rango11 Nivel 54 (8847 ptos) | Artista reconocido
#1

No quiero tus opiniones ni consejos,
y mucho menos tus sermones de viejo pellejo.
Político, déspota y ladrón,
listo, falso y astuto como un viejo león.

Hace 3 meses Compartir:

3

24
Zul
Rango6 Nivel 27
hace 3 meses

¡Agresivo! Me gusta :)

NemoObregon_23
Rango4 Nivel 15
hace 3 meses

Por favor, me ayudarías a quedarme y seguir escribiendo dándole like a la primer parte de mi novela? Gracias❤


#2

Todos escupen promesas por sus bocas
regalando falsos ideales, fríos como glaciares,
aunque peor las personas que acuden como moscas
desgraciadamente todo es misma mierda,
y siempre la misma historia.

Dragmos
Rango6 Nivel 25
hace 3 meses

La misma mierda pero con otros sabores


#3

Solo saben decir sandeces
que se les olvida,
como la memoria a los peces.

Dragmos
Rango6 Nivel 25
hace 3 meses

Actuan con incoherencia para imponer su voluntad bloqueando el pensamiento de los demás.
@DanaMaat


#4

Nos manipulan por medio de la información
ejerciendo influencia sobre los medios de comunicación.
Me da igual, de verdad, el partido que acceda.

Zul
Rango6 Nivel 27
hace 3 meses

Me hizo acordarme de mi país.

DanaMaat
Rango11 Nivel 54
hace 3 meses

Desgraciadamente en el mío, en el tuyo y en muchísimos más tenemos esta situación, aunque en algunos países la camuflan mejor que en otros y es una pena.. @Zul

DanaMaat
Rango11 Nivel 54
hace 3 meses

Algún día estoy segura de que todo esto cambiará a mejor, ya lo verás ;)

@Zul


#5

Las leyes se supone están para cumplirlas,
¿lo mismo es robar para comer
que robar para conseguir poder?
¡Venga ya hombre!

#6

Cada vez hay más familias en paro
y todo debemos agradecerlo
al Presidente enmascarado.

Don_Diego
Rango11 Nivel 52
hace 3 meses

Muy buenas tus cajas.😁👌


#7

Y al final es que, todos los políticos
buscan lo mismo, dinero y poder
la verdad de todo es muy triste de ver.

#8

Encima la gente se cree todo lo que chaspan
yo solo quiero alguien justo y sincero
pero digo una cosa, y es que todo tiene su fin,
porque al final, a cada cerdo le llega su San Martín.