DaniSalinas
Rango3 Nivel 10 (91 ptos) | Cuentacuentos freelance
#1
    Partes:
  • #2

UNA MEMORIA CON CONOCIMIENTO:

Hace un poco de tiempo, allá por el año de 2006, me encontraba cursando el inicio de mi secundaria, y teníamos un profesor de Español a quien le debo mis encantos por la escritura perfecta, pues en cada tarea en su clase de una hora y las que nos daba para hacer en casa, nos exigía que cada escrito tuviera evidentemente, buena ortografía. Como sabrán, era una dada y dada de libretas a todos los compañeros, eran nervios de los demás por hacer fila y entregar su cuaderno, pues el profesor con su vista era un detector de las faltas y oraciones donde no decía nada importante. Antes de darles las libretas a todos les preguntaba si querían una segunda oportunidad para corregirlo y así mejorar la calificación, a lo que algunos afirmaban y se iban a de nuevo redactar todo, otros se conformaban con el seis y siete alcanzados por tantas tachas que les ponía por no llevar buena letra...

Hace 25 días Compartir:

0

1
#2

Claro es que cuando inicié la secundaria, ya llevaba una previa introducción a la lectura, pues en la primaria en sexto grado ya me gustaba mucho leer, me devoré los pocos libros que mi bello salón tenía y deseaba que la escuela tuviera una biblioteca para irme a esconder y refugiar en "los libros del rincón" (los libros del rincón era el nombre de un programa del gobierno mexicano para proveer libros de texto gratuitos a las escuelas). Por eso mismo, también me había iniciado por mi parte en la escritura, en mi casa hacía bocetos de periódicos anunciando lo que veía en la televisión y cualquier cosa, actividad que cuando llegó la secundaria y este estimado profesor, se aumentó en miles por el hecho que a mí se me hacía fácil redactar las tareas y tener buena caligrafía, por el conocimiento que me dieron los libros. Bien entendía con una gran sonrisa a mi profesor cuando nos decía, y aquí lo cito entre mis palabras anexas:
"Que para que no nos devolviera más las libretas con marcas que restaran puntos al diez de calificación, deberíamos leer mucho, mucho, ¡MUCHO! porque de esa forma las letras se nos graban en la mente, se nos impregnan en los ojos, al grado que es fácil replicarlo cuando estamos haciendo algo propio, como un texto o una tarea que implica llenar buenos temas explicativos".
Claramente mis demás compañeros quedaban con faz de duda, se les hacía difícil entender que leyendo en sus ratos libres podrían aprender a escribir pensando con buenas palabras, para así ya no les devolvieran la libreta con bajas notas.
Con el hecho que a mí no me devolvían mi cuaderno con bajas notas, hacía que la asignatura de español fuese mi favorita en los tres grados de secundaria.

Ahora después de esta bonita memoria, mi enseñanza para ti amigo creador literario de esta red social de letras, es que extrapoles las enseñanzas venidas de mi experiencia, en el sentido que también leas, y sí, sé que ya lees, que devoras los libros de tu agrado en cuanto los ves, pero mi anexo a todo este mensaje basado en mi adolescente etapa, es que leas temas mejores, siempre selecciona libros, libros bien hechos, autores bien consolidados en sus campos y temas, lo cual viene siendo ir más allá de esta red social, puesto que lo que ellos nos dan son formas de emulación a nuestro favor. Gracias a leer y leer buenos textos, seguir buenas redacciones, las palabras se te impregnarán en los ojos y en la memoria, por supuesto que también en el corazón, y eso, amigo(a), es oro, oro en el intelecto que termina por materializarse en una obra literaria en papel. Las palabras serán más que abundantes, serás rico en tu lenguaje que podrás convertirlo en formas dentro de las mentes de tus lectores; no muere allí, si hablas ante público, la dinámica y explicación oral vendrá como escupir fuego. Y gracias a esa riqueza de palabras y escritura abundante, para escribir lo que será necesario, es tiempo.

Espero les haya gustado mucho esta memoria de valor narrativo, la cual fue un honor haberla hecho para ustedes. Aunque no es una historia como las que se deben poner aquí, al menos es una historia de la vida real que apoya a la ciencia ficción. Constantemente estaré haciendo este tipo de enseñanzas, puesto que es una de mis metas en la vida: formar a literatos de cualquier manera.

Muchos saludos amigos creadores literarios, espero sean abundantes en las palabras y el desarrollo de sus temas narrativos.

S. R. Daniel