Yazmin_Osorio759
Rango2 Nivel 8 (64 ptos) | Copista no remunerado
#1

Había una vez una joven muchacha que a pesar de ser hija de un pobre pescador, era la joya principal de toda la comarca. La causa de ello era su belleza, la cual no tenía comparación con nada en este mundo.

Tan bonita era, que su pobreza no impedía que para todos los habitantes del reino fuera una princesa. De hecho, la ambición de muchos habitantes era esposarla por sus atributos físicos, era deseada por todos los jóvenes mozos, algunos honrados y otros no tanto. A todos y cada uno de ellos la muchacha los rechazaba y ante la incomprensión de sus padres decía:

– Algún día, encontraré alguien como tú lo hiciste con mama.

Pero el padre por más honrado que quiera ser la tentación lo cegó, el príncipe del pueblo necesitaba casarse antes de que el rey muriera siendo así el príncipe acudió a su hija y antes de pedirle su mano el príncipe no dudó y apostó a sus amigos que tendría la mano de aquella joven. Como era de pensar lo rechazó pero el príncipe no quería perder, así que le ofreció una gran cantidad de dinero... fue así como el padre vendió a su hija.

Hace 3 meses Compartir:

0

1