CecilTheRock_2000
Rango8 Nivel 36 (2575 ptos) | Poeta maldito
#1

El fin puede significar el comienzo... jamas lo he comprendido. Cuando algo termina es cuando ya no hay mas que afrontar, no hay mas en juego, ya no hay nada que aportar.
El fin nunca puede dar paso al comienzo de algo, tal como despues de la muerte no se nace... ¿ O si?.
Me es dificil de entender como algo que se extinguio puede seguir en funcionamiento. El fin es el fin, no lo opuesto. Asi como no, no significa tal vez, ni mucho menos si, no es no. Es exactamente lo mismo.
El fin es el desenlace de algo que ya se ha resuelto, sin haber dejado cabos sueltos.
Creo que es el miedo de toparse con ese fin y que ya nada fuera igual, evadiendolo constantemente y poniendo pretextos que enmascaren ese final para continuar, pero de todos modos, aproximandonos...

Hace casi 3 años Compartir:

3

6
BeltieroZ
Rango9 Nivel 41
hace casi 3 años

sorprendente forma de hablar de una palabra que expresa mucho a si como no expresa nada estoy sorprendido @Cecilia

HernanACalvo
Rango13 Nivel 64
hace más de 2 años

Siempre despues de un fin hay una nueva oportunidad. Tal vez con otra persona, otro camino, otro trabajo. Todo continua amiga. Fuerza.


#2

Lo primero que cruza mis pupilas, que trasciende en mi mente; es la nada, la nada misma de un sin sentido que repercute en mis oidos, donde la oscuridad te abraza con sus abruptas siluetas y corrientes, donde no ocurren hechos, ni calamidades, ni milagros. Quizas porque ya han pasado en algun tiempo remoto.
Tal vez, hace tanto, cuando ese fin no existia, cuando ese fin era inalcanzable y ahora nos hiere y abruma con su larga cara, pero llego tan rapido... o nosotros no nos percatamos de nuestra lentitud.
El fin vence a la eternidad y se vuelve la mayor aliada de la muerte; sofocandonos de terror e ilusiones lejanas, que pueden crecer o perecer.
¿Como es que este "fenomeno" puede provocar tanto sin ser nada en concreto?...


#3

Creo que llegue a una conclusion.
El fin es una marca. Una marca que le demuestra al mundo la batalla que has ganado, la tormenta por la que has pasado y una experiencia mas.
Cuando añoras; le imploras a ese fin ya transcurrido que rejuvenezca al momento exacto para poder prescenciarlo una vez mas, cuando añoramos; no tomamos en cuenta como surgio el desenlace.
Sin embargo, cuando se desvanece una etapa dificil y forzosa, le agradeces a ese fin por llevarse el dolor de tu vida. Dejas que el fin sentencie el pasado y sigues caminando por un prado mas joven, mas amplio y fertil que intensifica la certeza del esclarecer de tus alrededores.
El fin no se puede tocar, oler ni ver... pero se recuerda cada dia.