escritor_5109
Rango1 Nivel 1 (6 ptos) | Redactor Becario
#1

Las páginas se resbalaban entre mis dedos y las fotografías se sucedían, estampándose cada una de ellas en mis pupilas mientras me golpeaban con ese ruido sordo tan propio del dolor. Lo decía Jorge Manrique en aquellas líneas de ‘’Coplas a la muerte de su padre’’ y lo reafirmo yo cada vez que me enfrento a una fotografía:
‘Cuán presto se va el placer,
cómo, después de acordado,
da dolor;
cómo, a nuestro parecer,
cualquiera tiempo pasado
fue mejor.’

Es innegable la capacidad que tiene el tiempo de suavizar los peores momentos, y a la vez, de recubrir de un halo dorado todas las imágenes bonitas que conservamos en la memoria. Es un hecho confirmado que la belleza de un recuerdo es siempre proporcional al tiempo transcurrido desde que éste tuvo lugar. De esta forma mitificamos nuestra existencia y consideramos épocas gloriosas a aquellas que en su día no nos parecieron sino vulgares.

Hace más de 4 años Compartir:

0

2