Esu_Emmanuel
Rango13 Nivel 64 (18941 ptos) | Premio de la crítica
#1
    Partes:
  • #2

La palabra se me hace poca, insuficiente, escueta, llana… No me alcanza para verter lo que siento, lo que veo en los resquicios más profundos de mi mente, lo que quiere salir huyendo de mis manos… No, no me alcanza.

Me mojo de pesadez, de la ingravidez que trae consigo la insatisfacción de no poder explorar en carne viva esos mundos que revolotean entre mis dedos. Luego llegan las preguntas, los cuestionamientos. Yo mismo increpo a mi necedad de seguir envuelto en tinta, allanando la pluma, buscando en ella un sentido para todo lo que traigo en los sesos, pero sigue siendo insuficiente.

Me vuelco en la música, en el piano, en las sinfonías, en los sonetos… En las claves, en las notas, en los silencios… Y tampoco me alcanza.

Me vuelvo a la vida, a la inmensidad de todo eso que me ha ofrecido desde siempre, desde antes hasta ahora… Y sonrío tras una mueca de nostalgia, de añoranza, de congoja.
Es imposible, no puedo dejar de sentirme encerrado en este mundo; es como si mi alma quisiera explotar en millones de estrellas.

Hace alrededor de 2 años Compartir:

3

7
GoldBirds_19
Rango12 Nivel 58
hace alrededor de 2 años

Esencia en estado puro. A lo que otros aspiramos a plasmar, tú lo desglosas elegantemente.

DayDreamingLastNight
Rango20 Nivel 99
hace casi 2 años

Es imposible, no puedo dejar de sentirme encerrado en este mundo; es como si mi alma quisiera explotar en millones de estrellas.
Precioso párrafo!!


#2

Y es que este espacio reducido llamado Tierra no me alcanza; lo siento pequeño, triste y escueto.

He sentido la necesidad de cegarme, de cubrirme los ojos, de vendarme el alma para no ver, para no sentir, para ser como los demás seres; simples, felices con lo que son, con lo que tienen, hacer a un lado las preguntas, las dudas… Bajar la cabeza al suelo y evitar las estrellas, porque… voltear al cielo, duele… ¿Y por qué duele? Porque ves, sientes, presientes que hay algo en él que te llama, que te quema, que te exige que no dejes de mirar ni de preguntarte…

“¿Qué haces aquí?”

Si fuese tan simple responder a esa pregunta, creo que la humanidad estaría en otro lugar.

Y no puedo dejar de agradecer a la vida por las bondades que me ha concedido a lo largo de mi existencia… No recuerdo qué hice o qué fui en el pasado, sólo sé que me ha regalado la mejor vida en este ciclo, y no me quejo, lo tengo todo… Pero, algo me falta… Ese algo es lo que me ha acechado desde que me hice esa divina pregunta…

“¿Qué hago aquí?”

Veo nacer a nuevos seres con el objetivo único de ser entes solitarios, mudos, enfocados en su misión; la misma que ellos eligieron antes de venir. Autistas, Cristal, Índigo… Simple, no se preguntan, no miran a su rededor, su meta es… Ser, simplemente, ser.
Ahí, ahí quiero estar… Ser sin preguntar… Ser sin acechar… Ser sin dudar… Ser sin temer… Ser sin esperar… Ser sin buscar… Solamente, SER.

Liberarme del bloque que carga el ego marchito, de enterrarlo, de desaparecerlo, de enmudecerlo (al menos). Mas, sigue ahí… A veces, no es posible contenerlo; sale corriendo, despavorido, gritando un sinfín de tonterías que me hacen detenerme, observarme… tratar de entenderme, de comprenderme… Ahí, en ese momento, es cuando nacen las preguntas que tanto detesto.

“¿Quién eres?”

No hay respuesta.

LUC45
Rango12 Nivel 57
hace casi 2 años

La Filosofía aprueba esto...

DayDreamingLastNight
Rango20 Nivel 99
hace casi 2 años

Ser diferente es buscar continuamente respuestas donde otros no las ven.