CLP_
Rango6 Nivel 28 (1259 ptos) | Novelista en prácticas
#1

Me represento con la mosca que entra a una casa y vuela libre en ella, hasta que se da cuenta que extraña la brisa.

Le cuesta encontrar la salida, por lo que se choca una y otra vez con las extensas ventanas que la hacen confundir con la realidad externa.

Consternada sigue volando, ahora desesperada. Llega al segundo piso y finalmente, siente una brisa deliciosa que le recorre todo el diminuto cuerpo. Por lo que vuela, lo más rápido que puede hasta esa brisa y llega al fin, a sentirla hasta lo más dentro de su ser.

Solo que esta vez, la ventana abierta la cubría una red. Frustrada, vuelve a chocarse una y otra vez, hasta que un humano llega y cierra la ventana, sin darse cuenta de que la mosca iba a aparecer muerta al día siguiente, entre la ventana y la red.

Hace más de 1 año Compartir:

3

27
utopia_factica
Rango6 Nivel 29
hace más de 1 año

Woooo. Final inesperado. Me gusta tu forma fluida de redactar. Crudo y sensible! @CLP

561838
Rango10 Nivel 48
hace más de 1 año

Linda caja cleopatra


#2

Hoy, me acerqué a un asilo. Me adentré a un gran salón y de muchas miradas arrugadas, decidí sentarme a lado de una abuela con ojos color cafés y mirada vacía.

No recuerdo la conexión instantánea que me permitió entablar una conversación con aquella señora de tercera edad. De todas las almas deseosas de hablar de sus pesares, mi cuerpo optó por quedarse dos horas en un plática efímera.

¿Qué haces cuando te llenan los ojos de lágrimas y sientes que puedes hacer lo que sea para ayudar a un desconocido? ¿Es por lástima o por verdadera filantropía que tus deseos salen luego de una pequeña charla?

Sola. Abandonada. No recuerda su pesadumbre, pero igual se siente traicionada. Sin nadie a quién culpar, tal vez fue su culpa que nadie la quiera visitar. Su hijo lo recuerda, como niño rebelde y querido, pero no lo conoce. Porque no sabe en donde mora en este mismo momento. La tiró , la abandonó pero de su boca no atreve profanarlo.

—Llévate bien con tus hermanos, los padres se van primero— y aún ella siendo primeriza y teniendo siete hermanos, quedó sola y olvidada por sus parientes vivos. Quién sabe, tal vez sus hermanos terminaron en la misma tragedia que ella: olvidada y despechada en un lugar donde los sueños ya no son posibles de cumplir y solo les queda tiempo para dejar al lamento y el rencor, llenarles cada extremidad de sus seres que desean únicamente trascender a un mejor lugar.

Me mira, pero no realmente.
Intenta recordar, pero al instante se le olvida.
¿Le duele? Ya no sabe que sentir.
Solo sabe que está abandonada y que "la vida es así."
—“¿Y cómo es la vida?”—

No hubo respuesta. Su mirada transitó a un recuerdo —seguramente le haya recordado algo que tenga que ver sobre lo que es la vida para ella— pero no respondió. Apuesto a que se le olvidó, pero me puede más la tentación de que es una pregunta que solo no se puede responder, más bien vivir.


Hace más de 1 año

1

8

#3

Es abrumador la soledad cuando un pedazo de ti se desprende para alojarse en un lugar lejano, desconocido.
Tienes la necesidad de prepararte el corazón y verla todos los días posibles.
Te mentalizas con un "no la voy a volver a ver" y "esta es mi última oportunidad"; omitiendo la realidad que aun lejos, podrán seguir conectados. Pero no de la misma manera.

Empiezas a soñar. Y piensas que esos sueños son tan reales que se manifiestan como señales para transmitirle que no se tiene que ir, que están destinados a estar juntos.
Negación, pura negación que se estremece en el inconsciente y te hace llorar. Llorar es el primer paso para aceptar la realidad.

Pero eventualmente, lo aceptas. Aceptas que lo mejor es dejarla ir, porque la viste llorar primero y ya no hay forma de hacerla quedarse en el lugar que ya no es feliz. Aun cuando eso implique perderte primero.

Lo asimilas y ves las posibles alternativas futuras. Piensas que la puedes esperar y que ella también. Que algún día se van a reunir, volver a ser amados como en tus sueños fueron manifestados.

Pasan los meses, y te das cuenta que fue tu cabeza el que recreó todo escenario y sueño. Que no hubo destino ni amor verdadero. Que fuiste solo tú el que amó un poquito más y que ella, dejó de hacerlo en el momento que sé desprendió de ti.

Hace más de 1 año

0

5
#4

La soledad se ve en todos lados. Hoy, lo ví en el veterinario.
Hay veterinarios buenos: los que no venden animalitos. Pero al que fui hoy era de los que sí vendían y estaban expuestos al aire libre para que pudieras tener el lujo de tocarlos y que al final, te genere más pena por no poder llevarlos.

Ingenua fui, que me pasé jugando unos minutos con un perrito. Me dio la bienvenida como si el veterinario fuese su casa de toda la vida. Con toda naturalidad, me movió la colita, como saludo de cualquier cuadrúpedo con cola pequeña.

Lo que nos bloqueaba del uno al otro era una pequeña reja, pero mi manía estuvo en alzarlo y darle un beso en su mejilla.

Me tenía que ir, por lo que me despedí del perro. No quise voltearme, ya que estaba cargada de pena por no poder llevarlo. Pero mi ansiedad ganó en hacerme voltear y ver al pequeño saltar desesperado con esperanza de cruzar la reja que nos separó desde nuestro encuentro.

Fui ingenua al creer que el perro me iba a brindar la alegría que en sí no encuentro. Porque además de salir con el corazón partido, fui yo la que le contagió la desesperanza de nuevamente, no ser adoptado.

Lo vi en sus ojos. En el momento que le di un beso. Vi su felicidad, su alma descansada en el amor que le di en ese momento. Y partida cuando me alejé para no volver a alzarlo.

Hace más de 1 año

1

5
Hiarbas
Rango10 Nivel 46
hace 23 días

El que parece mas simple es el que mas carga emocional lleva. Buena caja @CLP_


#5

Me abruma desprenderme de aquél pequeño que lloró conmigo cuando mamá entraba borracha a casa todos los días, Cristian se la pasaba lejos del problema y papá aparecía, a veces sí, otras no.

Decir adiós sabiendo que, cuando quería matarme todos los días, sus ojos me hacían postergar el plan de salida.

Me abruma no aceptar que está sufriendo, cuando sus ojos buscan en los míos el mismo consuelo que recibí cuando la vida me era imposible lidiar. Pero a diferencia en la que sus ojos expresaban que todo iba a ser mejor, ahora transmiten que es hora de que poco a poco, lo deje partir.

#6

Me había olvidado lo que era la tristeza hasta que dejaste de estar en mi vida. Me había olvidado lo que era despertar de la nada a las cuatro de la mañana, recordarte y llorar sin mesura.

#7

Rendida en sus pensamientos, me preguntó cabizbaja:
—¿Qué hago con mi familia sabiendo que ya está rota?—

Mariana, 9 años.

#8

Papá llegó el viernes solo para recoger sus cosas e irse para quién sabe donde. —“Me voy a separar un rato de tu mamá”— De todos modos, te nos fuiste desde hace unos meses.
Mamá a la mañana me dijo que le envíe un mensaje, que se va a enojar si no le vuelvo a hablar pronto.
—“Pero que no puedo, necesito tiempo. No es solo tu herida, nos dejó a todos de la nada.”—

En medio de quejas y lamentos, intentó cubrir su dolor echándome la culpa. Al verme llorar, se acercó con un apretón de manos, remediando lo que dijo.
A fin de cuentas, podemos echarnos la culpa y revisar qué hicimos mal y qué no. Pero papá, no va a volver.

IndigoDolphins_73
Rango7 Nivel 31
hace 28 días

Linda manera de relatar como nos relacionamos los seres humanos en medio de nuestras pequeñas tragedias cotidianas. Gran sensibilidad la tuya @CLP_


#9

Me vuelven a abrir las heridas que hace mucho tiempo creí haberlas cerrado.

Mis inseguridades vuelven a medida que mi familia se va dispersando.

Tan sola la vida me hizo, que alejo a esas personas que quisieron estar para mí, sin importar las veces que les he herido.

Deseo que la muerte venga pronta, porque no le encuentro gusto a este lugar en la que radico.

Hiarbas
Rango10 Nivel 46
hace 23 días

Leer algo asi me deprime, nunca entendere el afecto a la muerte y el pedir su comparecencia.


#10

Eudemonía.

Elegí a alguien que me hace feliz, sabiendo que iba a lastimar a alguien que lo hacía feliz.


#11

Soy como el bocado que se le da a la empanada equivocada.

Gusto sin ganas.
Bocado a fuerzas.

Hasta que tenga en manos aquella que siempre quiso tener.

Ed_Venaplus
Rango6 Nivel 26
hace 5 meses

Hola CLP, somos editorial Venaplus. Una nueva editorial que publica a escritores noveles que escriben en sttorybox,y/o redes sociales. Querríamos llevar sus escritos de aquí y su blog a librerías físicas. Totalmente financiado por nosotros al 100%. Sabemos que al ser un autor no conocido, tienes muchas trabas y zancadillas a la hora de publicar. No tienes la oportunidad de que te financien en librerías, ya sea por el desinterés de las editoriales, que sólo publican a autores conocidos o consagrados en ventas, o bien, porque sólo encuentras indeseables que quieren sacarte tu dinero con la auto o coedición. Donde además de gastar su dinero, tendrás muy mala imagen de cara a los libreros y lectores. Con ediciones Venaplus, no tienes que pagar por publicar tu libro. Nosotros te financiamos. Somos una editorial convencional. Ya es hora de dar el salto en papel.
Envíame un email a @gmail.com">editorialvenaplus@gmail.com y hablamos de ver tus escritos plasmados en un libro y expuesto en las librerías, totalmente financiado por nosotros y dando una buena imagen como autor.
Ofrecemos asesoramiento gratuito, asumimos los costes de las facturas de imprenta, mensajería, gestión e inscripción de ISBN, firmas de libros, pondremos un equipo de profesionales a su servicio, diseñadores, maquetadores, contactos con librerías, asesoramiento, etc.
Sólo publicamos a escritores residentes en España.
Muchas gracias y cualquier consulta me tiene a su disposición.
Atte. Lara Gómez.
Visita nuestro twitter;
https://twitter.com/EVenaplus


#12

Deja de dedicarme sus textos, sus canciones, sus miradas, sus promesas.
No quiero una competencia a ciegas, palabras nunca dichas porque quedaron en el pasado, no quiero suponer ni recrear memorias que nunca he vivido. No quiero ser segunda opción. Quiero dejar de vivir así, sabiendo que lo bueno dura poco, que las heridas se supuran cuando no te atreves a hablar de lo que te duele, que va a llegar un momento que te va a abrumar tanto que las lágrimas van a caer, que todo va a terminar como aquél que agarró sus cosas y partió sin mirar atrás, que tu mente va a enloquecer y que ya no habrá más que cuestionar.
Nunca elijo bien.
Nunca elijo.
Nunca.

#13

Salven mi cabeza.

#14

No entres a su juego, no entres a su juego.
No entres. No entres. No entres.

Vas a perder, te vas a volver loca. No, no, no.

Eres mejor que sus mentiras.