Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64 (19552 ptos) | Premio de la crítica

Había nacido en un mundo dónde dominaba las historias cortas pero él sólo escribía largas. Así que terminó su historia, matándose.

Hace alrededor de 2 años Compartir:

2

34
Flaneta
Rango12 Nivel 58
hace alrededor de 2 años

Pssss... Bian.

TealOxen_98
Rango12 Nivel 56
hace casi 2 años

Jajajajajaja Lo siento @Jose_Mierez, pero me hace gracia, hoy en día se hubiera matado a la primera historia, todas son cortas. Imagínate a los grandes escritores de antaño con aquellos relatos tan largos y minuciosos, se querrían volver a morir. Muy buena!


#2

El diablo danzaba en el cielo de mi cráneo mientras maquillabas mis huesos con tus besos. ¿Que más paraíso que eso?

Hace alrededor de 2 años

4

12
Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64
hace alrededor de 2 años

Gracias, si caminas en el espacio encontraras cosas agradables, incluso una mirada sin ojos a quien cree no ser visto.

rmonascal
Rango13 Nivel 61
hace casi 2 años

Tutorial: Cómo producir una imagen poderosa en apenas un puñado de palabras. ¡Excelente!


#3

Si guardo silencio es porque estas demasiado en la superficie y mi abismo es tan profundo como mi reino, mi corona, mi reinas, mis tierras… Incluso mi silueta se asoma en la forma honda del gran pedestal carbón. Aun así mi aliento es para ti mi amado y pequeño extraviado.

Hace alrededor de 2 años

3

7
Flaneta
Rango12 Nivel 58
hace casi 2 años

Mocosa, va a pillar...


#4

Odiaba tal los cortos, que abría la dermis de su pecho, en borbotones de sangre coagulada y espumosa, metía su mano y sacaba un pedazo de su interior, gelatinoso, ruinoso y bañado en líquido rubí. Lo ofrecía a comer.
«Una pequeña parte de mí» sonreía sin dientes ni ojos escupiendo oscuridad.

Sin aviso, sin final…

Hace alrededor de 2 años

6

9
Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64
hace alrededor de 2 años

Hombre marcianito del gore no? te gusta que deja un el pellejo el sus escritos... jajajajaja

TealOxen_98
Rango12 Nivel 56
hace casi 2 años

Es visceral, pero claro quien odia los cortos es obvio que se abra y se arranque un pedazo de su interior...aunque me parece exagerado, con quemar los cortos era suficiente, y darlos de comer tal vez signifique que el odio interior que llevaba dentro al ofrecerlos eran los cortos que parte de él no soportaba. Que criatura más extraña, debe de tener algún significado @Jose_Mierez es enrevesado este corto....

TealOxen_98
Rango12 Nivel 56
hace casi 2 años

El final debe de ser un largo que odia hasta tal punto los cortos que se desgarra y los ofrece a los que admirados se recrean con los infames cortos, pues para un largo es un trabajo insignificante y poco elaborado. Más por predominar cortos por ser cómodos y admirados los largos son ignorados...@Jose_Mierez este es mi final, sin aviso pero como todo tiene que terminar...Fin de el corto, que el largo lo devoró por rabia y lo devolvió con desprecio.


#5

Tente al juego de los espíritus y llamé una pesadilla que me tenía arrinconado en una esquina, abrió sus fauces a tragarme. Dientes filosos y una garganta profunda como una serpiente que disfrutaba el devorar lentamente a su víctima. Me tragaba en su boca y me empujaba hacia sus adentros hasta que en locura mordí su mejilla interna y disfrute su sabor.
Yació el devorador en la profundidad de mi plexo y de ellos tantos que cayeron en mi trampa.

Sin aviso, sin final, devorando uno a uno, disfrutando todo y a todos.

Hace alrededor de 2 años

2

10
rmonascal
Rango13 Nivel 61
hace casi 2 años

¡Éste me encantó! Narración oscura, truculenta, genial.


#6

Te leo pero ya no te siento, tu brillo ha codiciado en un lamento, no hay más de mí para ti hasta que entiendas el momento. Sólo me queda una pluma fugas de tu espalda que es una daga para matar mis angustias si hace falta. Para beber la tinta que desperdicias en querer simplemente, sufrir.

Hace alrededor de 2 años

1

9
Flaneta
Rango12 Nivel 58
hace alrededor de 2 años

No me pone


#7

Todas las noches soñaba que huía de algo que le perseguía hasta que despertó y deseó seguir en esa pesadilla donde por lo menos allí, huía.

Hace alrededor de 2 años

2

8
TealOxen_98
Rango12 Nivel 56
hace casi 2 años

Pues pensando...o bien su vida era una agónica letanía y esa reiterada pesadilla le infundió algo por lo que sentir que la vida sentía. O bien carecía de sueños y por lo tanto de pesadillas, esta le dio un motivo para soñar aunque perseguido se sentía, por lo menos allí, huía, tal vez...complicado de interpretar @Jose_Mierez.


#8

Él era el amo de los terrores de la noche, maravillaba a los hombres con las bestias retorcidas y una vez fuera del espectáculo quedaba sólo con ellas y entre ellas. Empezaban en silencio a carcomer sus carnes y a mordisquear sus ser, en tormentos si fin.

Hasta que llegue el día a probar un poco de mi sangre para que puedas existir, para que podamos todos convivir. Un brillo oscuro de una corona carbón marfil.

Hace alrededor de 2 años

1

7
Flaneta
Rango12 Nivel 58
hace alrededor de 2 años

No me pone


#9

Tal cual un hijo alado de los desperdiciados por el mundo, el deseo de un abrazo rotundo entre mis brazos y su aliento moribundo. Acaece la muerte en su cabeza y los demonios que hablan de vilezas en destrezas. Son pequeñas bestias que se alimentan de bajezas, niños sin control que necesitan un sinuoso cinturón, que ellos no dominen lengua que ellos sea tu esencia pero no tu perdición. El maestro te mira con total admiración.

Hace alrededor de 2 años

2

9

#10

Todos lo ignoraban hasta que pensó que era un fantasma. Sin darse cuenta que a quienes hablaba eran quienes no estaban con vida.

Hace alrededor de 2 años

2

8
Skusher23_22
Rango3 Nivel 14
hace casi 2 años

Muy bueno, en verdad. Hasta parece un proverbio.

TealOxen_98
Rango12 Nivel 56
hace casi 2 años

Me gusta, porque muchas veces estas hablando y piensas que son fantasmas, pero te das cuenta que a los que les estas hablando tienen vida, mas no te escuchan...no merece la pena, sin embargo a los no vivos te da la sensación de que te oyen y te das cuenta que no son fantasmas, tienen más vida que los que vida tienen y son fantasmas. Me gusta @Jose_Mierez.


#11

En cuanto camina se encuentra con las semillas de su brillo. Le quería dejar en el banquillo pero no puede estarse tranquilo, es un diablillo de la gracia y sombrero. La ama más como amigo que como enemigo, en silencios perdidos su pluma lleva siempre en sus manos. Que no le gane el desgano a ambos, canta en una balada sin llanto.

Hace alrededor de 2 años

3

7
rmonascal
Rango13 Nivel 61
hace casi 2 años

Lo mejor sobre estos escritos cortos es el ritmo que se siente al leer la prosa, a mitad de camino entre poesía y narración. Me gusta este estilo.

Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64
hace casi 2 años

Agradecido de tu gusto, suele ser llamado aberrante y malo. Ya ves que es rebelde e irreverente.

rmonascal
Rango13 Nivel 61
hace casi 2 años

Aberrante y malo será el gusto artístico de tus detractores, @Jose_Mierez, jajaja.


#12

Tenía tantos sueños en su cabeza pero en cuanto despertaba ellos desaparecían. Se evaporaban a la luz de lo que era la realidad.

Hace alrededor de 2 años

2

6
Skusher23_22
Rango3 Nivel 14
hace casi 2 años

Corto, sencillo, pero arrolladoramente cierto. Me encanta la forma en que vas expresando cada frustración, temor o anhelo de "alguien" que podría ser cualquiera que lo lea, independientemente de como piense.

Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64
hace casi 2 años

Gracias, llevo un queriendo dar ello a mis escritos, pero resulta muy difícil, siento que o yo me distancie del mundo o el mundo se distancio de mi. jajaja


#13

El oro de de los condenados se filtra con el nuevo enano de aquellos nueve que conviven con el santo de lo profano, es hijo perdido de los acusados no puedo dejar de celebrar su llegada aunque hay alguien más en la sala. ¡Este mi trono!, esta fue una reina, aquella fue otra que canta mis tristezas, son heridas del alma que matan pero son hermosas cual su coronas. Aquella es mi ángel brillante y ella sentada con grandeza fue quien ha robado mi cabeza. Es una diosa de culpa con una oscura destreza. Tengo un fantasma y cientos más de algunos que ni recuerdo de otros mundos.

Soy el rey de lo profundo.

Hace alrededor de 2 años

0

5
#14

Era tan desafortunado que no podía ver lo afortunado que era.

Hace alrededor de 2 años

0

5
#15

Entronado y encantado la brisa hace ligerezas, no es una princesa ni una reina, es la inalcanzable alteza, a robado sus bajezas a violado su cabeza. Ha tomado su corazón mundano en palabras que toma con labios profanados. Pero no está perdido ni rendido, goza del momento ofrecido. ¿Es amor eso que duele en su abismo? Le tiene rencor, un poco de rencor por no tener aviso. Es la flor del cerezo muerto, que mira entre los colgados cuerpos. Está en su vestido, terso entre ramas del converso. Que cruel dama que ha terminado por verme, cuando deseaba solo admirarla, sin ojos, en cenizas y dejándose llevar por la brizna.

Acontece en sus labios una picara sonrisa….

Hace alrededor de 2 años

0

4
#16

Cerró los ojos para encontrarse con miles de historias y una terrible verdad. A su modo todas eran ciertas.

Hace alrededor de 2 años

1

4
kristeldcristal
Rango10 Nivel 46
hace alrededor de 2 años

Tan ciertas que no pudo soportar y al abrir sus ojos era hora de afrontar la realidad...


#17

Para su enemigo de poca humildad también hay, pues una vez fue un amigo singular, era el señor de historias preciosas que danzaban en giros de gracia. Era rugiente león de la hermosa canción y melena hasta que le metieron un enema. Esos duendes de bajeza se ha llevado su corazón ahora solo es fulano sin sabor que cree siempre tener la razón, y como estrella los demás caen en esa falsa pretensión. Odia a un rey que no tiene ni pies ni letras pero él sigue amando sus palabras aunque no le ve por la gran razón, que ha vaciado su cabeza.

Cuando vuelvas… cuando vuelvas… aunque eso nunca suceda…

Hace alrededor de 2 años

0

4
#18

¡Baja tu cabeza rey sin cabeza! Me gritaba su alteza a esa cosa hueca que flotaba con ligereza. Pero estaba allí gozando de la naturaleza de no ir ni estar en ningún lado, haciendo lo que amaba sufrir aunque sus palabras quedaran olvidadas. Cuan feliz, aunque la realidad le arañase la espalda. Cuan alegre, aunque aquello no durara. Cuan gozo, incluso si le ve en esbozo de una vida tranquila y estudiada. Tantos hijos, tal cual una casa, un perro y una danza.
Claro omitiendo los males en una canción rosa. Estaba allí enfadada, pero el reía sin que le importara nada. Al fin si iba a morir es mejor que fuera en grada que más le agradaba. Un arrullo de velo de sueños que mueren con su reino….
Sonreír, una, sonreír dos, sonreír siempre…

Hace alrededor de 2 años

0

3
#19

El gran guardián de huesos despertó y le bajo de aquel cielo. Una sonrisa enojada mientras el rey profirió una carcajada
Te quedaras pelón…
De todas formas soy un cráneo sin sazón. Rézame una vez más que yo te rezare cien y dará para diez mil más. Para diamantes, oros, platas y cual precioso material venga hasta la plaza del reino. Plumas carmesí que vuela sin freno ¿Qué quieres decir? Si, con carmín que me recuerda que debo volver a ese reino.
Estas metiéndote de ligero
Pero es que soy feliz cuan culpable y sin sombrero. Puedo reír sin freno e incluso estar sin ti en desconsuelo me deja contento. Es esa cosa que dura en la prosa y termina cuando se agota. Cuando despierte te irás inclemente pero por ahora seré yo un tonto impaciente. Déjame disfrutar lo que se ha de morir. Déjame respirar lo que se ha de malinterpretar. Déjame ser para cuando perezca, desfallecer con certeza, y no temer.
No mueras…
Soy inmortal como la noche, ¿no sientes como me hago fuerte?
Reír tal cual en demencia.

Hace alrededor de 2 años

2

3
Sarym
Rango16 Nivel 76
hace alrededor de 2 años

Memento mori... (risa siniestra en la obscuridad del abismo jajajaja)


#20

Juguetearon las hadas como moscas en su cuerpo abierto que dejaba mostrar sus tesoros como tripas. Rubís y largos collares de perlas rojizas en un cofre de cuarzo que escupía cenizas en nombre del sufrimiento. Era el precioso momento en que las olas se elevaban con la risa y sus pasos se hacían distantes en bosque del tiempo. Tronaban como tormentas atrapadas en botellas miradas en una tierna sonrisa. Un pequeño profano dios que jugueteaba con la nada y la agonía mientras volvía de su franca travesía por su cuerpo. Estirándose en el gris de su franquicia con demencia y soledad de compañía.

Hace alrededor de 2 años

0

4
#21

Su corazón latía a una velocidad inquietante mientras sus partes eran arracadas una por una. Contenía el llanto con una expresión de dolor apretada mientras en las miradas fervientes de la anonimidad de mascaras era mirado, el placer de una audiencia sin escrúpulo. Un final sin aviso que nunca terminaba.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#22

Una lluvia se llevó el calor de su cuerpo, incluso estirando su mano solo alcanzó agua. El cruce se llevó a su amada, ella fue atropellada… Un adiós que nunca concluyó.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#23

El reloj marcaba su tiempo. Las horas su ritmo los minutos sus labores. Los segundos sus sueños. Y en cuanto se quedó sin batería el murió en agonía.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#24

Un caballero pobre reinaba pero era tonto y sus enemigos aun más. Querían destruir lo que iban a conquistar sin mencionar que no sabían arreglar su propio mal. Se desplomó la ciudad como naipes, y volaron al viento aquellas cartas tontas que siguieron promesas rotas de espejos falsos. Alicia lloró en la sonrisa de un gato que ya jamás quiso sonreír.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#25

Lo desangraron, lo despellejaron, lo seccionaron y se lo comieron. Luego recordaron que era su hermano. Se ridiculizaron, se rieron y sollozaron. Pasaron al siguiente hermano.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#26

Peces de escamas de hierro brillaban nadando en el mar de fuego, estaba el gran señor en el muelle de acero fijando sus abismos a estos. El cielo del gran sol negro que observaba su desconsuelo por su marcha, auras de tormentas en un sueño terciopelo, la belleza de las lagrimas que caen en sus mejillas, es la lluvia de su partida. Chispeaba como carne al fuego en aquella estación de lava. Con una espada jugaba con el pasado y el mirar de sus vistas bellas. Él no llevaba y admiraba a los que les tenían. Sonreía en la tristeza en una pantomima de ser desdichado y feliz pero no era un aprendiz, lo sabía todo y al mismo tiempo lo desconocía todo. Hacia magia entre sus dedos mientras recitaba con su libro de plata. Cuan larga seria su despedida que ya dolía. Su rostro se arrugó y al mismo tiempo se carcajeo.
Un milagro del oscuro amor.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#27

Yacía una maldición en su corazón, quien supiera de ella moriría en terrible dolor. Ahora tú también lo sabes…

Hace alrededor de 2 años

0

2
#28

Cerró los ojos a la verdad y se entregó a la oscuridad. Cuando despertó todos quienes habían querido ya no existían. Les había dicho la verdad, que todo al final bueno o malo, es la muerte. Hubiera querido callar para siempre.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#29

Una oxidada reja se abrió chirriante para ofrecer a su vista un manto verde, el espesor de un bosque que dejaba entrar en pequeñas grietas luz resplandeciente. El verde del moho se colaba en el marrón de los robustos arboles compitiendo con las enredaderas. Una brisa húmeda que mojaba los sentidos. La hierba se reclinaba a su presencia y crujía a su caminar. El chirrido lejano de un insecto y su vuelo quebrado. Lentamente se introducía en aquel bosque espeso para perderse en el laberinto verde de su jardín secreto. Allí dónde enterraría su cuerpo de su nueva obra para que reposase con las otras.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#30

Quedó encandilado e impregnado de su belleza. Le sedujo con todas su fuerzas en un deseo de poseer su cuerpo.
Resulto ser él quien terminó entregándoselo.

Descansa eternamente en partes en su sótano. Su lugar de «juegos»

Hace alrededor de 2 años

2

2
Sarym
Rango16 Nivel 76
hace alrededor de 2 años

Este me fascinó cariño ;).

Jose_Mierez
Rango13 Nivel 64
hace alrededor de 2 años

Busca al rey entre mis escritos, aunque muerto se lo di al mundo. (mirada seria)


#31

El reino ha tenido su congreso mas allá de sus muros, han empezado a avanzar por los cuerpos de mis perdidos. En silencio de versos me acompaña mi ángel de alas sangre y la daga de quien es cristal y anda enfadada. Los días sin sol son dulces tonadas desde que se me acompaña a contar las cartas. Su pluma carmesí se mueve enojada acontece que no puedo ver su error porque le siento y le tengo amor. Me ve sin ojos y se sonroja lanza una flecha otrora a mi pecho, es el hecho de molestarle con un asecho que no tiene pertrecho ni final. ¿El olvido preguntó que falta para ello? La elección, recuerdo nuestros nexos y que somos de uno al otro aunque sin cuerpos.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#32

Una autopista se alargo en su visión hasta el horizonte. Cerró los ojos al chirrido de un frenar que nunca llegó.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#33

En cuanto se vieron el uno y el otro sabía lo que realmente eran. Sonrieron al son de querer devorar juntos a sus presas. La sangre y el dolor siempre estaría de por medio pero no la de ellos.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#34

En la oscuridad se encaminó con solo la lumbre de un encendedor…
Con cuidado subió escaleras y terminó en búsqueda de un ruido curioso en el ático…
Puntos brillantes le espantaron, ojos fríos le miraban…
Señaló con su encendedor aquello que le aterraba…
Resultó solo ser una muñeca con una mamila en mano…
Suspiró su tontería y se retiró…
Dejó entonces aquella muñeca la cual sonrió…
…Sus dientes brillaron en esplendor blanco con rojizo y sediento de carne…

Hace alrededor de 2 años

0

2
#35

Minucioso, callado, admiró su cuerpo. Le acaricio de puntas de pie gordo hasta las raíces de sus cabellos. Lentamente se dejó llevar por el deseo. Le pintó de arriba abajo con esfuerzo. Su tono favorito carmesí exquisito.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#36

Desparramó su abismo hacia el suelo a lo que sonrió a su regreso, latía pues al son de su canción. Bailaba cual dama del desierto en su lengua de luz que proyectaba los inciertos y desaciertos con la misma magnitud. Yacio de vuelta aquella daga en silencio, contento de devolvérsela a su dueña. Se fue silbando un poema. Incluso cuando piensas que no te espero sigo en el sueño eterno de volverte escuchar cantar.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#37

Fue a darse un baño para desprender sus penas...
Abrió la regadera y comenzó a fluir el líquido…
Su piel se arrugo hasta que empezó a transparentarse y a caerse…
Cayó a sus pies dejándole en los músculos que como finas cuerdas rojizas se desbarataron, se deshilacho como un muñeco…
Cayeron sus órganos y polvorientos sus huesos en el cristal de agua carmesí…
...Desapareció y antes comprendió, él era sus penas...

Hace alrededor de 2 años

0

2
#38

Un áspero sentimiento se apoderó de mí mientras veía al último hombre morir. Fantaseé con su destrucción y así pinte un cuadro etéreo en mi mente con pinturas de óleo extraídas de su sufrimiento. De sus pesares entremezclados con mi resentir. Una vez hecha la obra sentí desprecio por mis deseos que se rompieron al cristal de los reflejos en la rocosa verdad. Les odiaba pero no era lo suficiente para regodearme de su desaparición. Y ahora debía de soportar mi maldición en soledad y silencio atrapado en una armadura entallada a mi cuerpo con la figurativa metálica de dragones. Al mismo tiempo que lloré y reí. Estaba complacido aunque las espigas de la soledad se clavasen en mi cuerpo pero insatisfecho por haber sido quien cedió hacerlos desaparecer. Les di un fin… sin aviso.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#39

Indecoroso mostré mi cuerpo sin musculo, resaltando solo poca carne pegada a huesos. Frágil en la palidez de aromas de luna. Un centellar de estrellas vacuas mis ojos que habían dejado de brillar. Miré a quienes me miraban de vuelta y encontré un placer en sus almas ocultas. Cuchillas en mano perpetraron mi cuerpo sin sangre desatando mareas de oscuridad. Mataron para que callaran y cocieron entre rocas mi ser. Silencio para que no supieran lo que es.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#40

En crítica dijeron: «Nada de lo tuyo termina en feliz»
Con cuchillo en mano mas treinta y dos puñaladas al cuerpo completé. Con ello finalicé con una pregunta: ¿feliz?

Hace alrededor de 2 años

0

2
#41

En ocasiones olvido a mis perdidos, son mis hijos y hermanos queridos. Son dulce néctar del castigo alumbrando u oscureciendo la tierra de aquellos bandidos. Suelos dejar flotar una corona de fuego que gira sobre ellos. Les mira un poco desentendido y juego al escondido pero siempre les miro sin aquellas ventanas del alma. Pues tanteo con mis abismos a mis pequeños niños. Nuestra piel papel se escurre por la ciudad a granel, adiamantado, ensangrentando o incluso manifestando placer por ser. Es la magia oscura y de luz que brilla y asusta. Me sonrió cuando me siento al ver aquel mar de oscuridad y estrellas. La eterna noche de un reino sin nombre pero que todos reconocen.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#42

Fuma un cigarro sacando de carbón de su alma, su cabello plata se mueve con el viento en estelas diferentes. Es un dragón sin color que ama y sufre igual que su corazón. Sus manos son de frio acero pero en su interior hay un calor que no necesita consuelo. Es un dios, un demonio, un angel, un hombre, un caos, un nada y un todo. Cala para sus adentros el humo frio del momento. Mirando el cielo esperando una voz amorosa de un padre descontento. Se sonríe en alegrías pasajeras y se levanta para ir a su mañana.
Pasos, pasos, mi querido dragón… pasos, pasos, que no te llevan más que… a un final sin aviso sin dolor.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#43

Indómitos son los versos que procuran tus besos. Mis oídos se llena del golpe de fuero que me obliga abrirme el pecho. Se desploma la masa oscura de mi diploma. ¿Qué sucede estoy muriendo? El frio el envuelve el cuerpo y las sombras danzan a su regreso. No, no puedo volver a mi reino. Allí estaban sus huesos entre el grumo y los rezos. No tengo miedo de ello, el latir es como he de vivir y he de existir si ha de pasar. Son sus manos que tocan el papel de mi piel. Soy oscuridad…. soy oscuridad, la corona flota entre los humo y polvo de una llama eterna que no se consume ni calienta. La lluvia de odio cae en su rostro. Que es este sentimiento aportado a la nada.
»Sus hijos lloran la matanza»
¿De qué hablas?
«Sus hijos han perdido la cabeza.»
Sentémonos un poco en el límite de la razón

Hace alrededor de 2 años

0

2
#44

El fin de la humanidad fue la invención de un robot cuyo rostro era el reflejo de quien miraba. En su metálico espejo el placer de dar aflicción a los otros se repetía sin conclusión. Eterno.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#45

Hice una cita con el tiempo. Cuando llegué se había ido y solo encontré una nota. «Tenía prisa»

Hace alrededor de 2 años

0

3
#46

Caminaban del revés por una calle larga, incluso si sus cuerpos apuntaban hacia delante sus pasos retrocedían y sus rostros doblados, obligados, se giraban a sus nucas a mirar su retro andar.
La moraleja infernal de la añoranza.

Hace alrededor de 2 años

0

3
#47

El secreto del cielo es que se vuelve un infierno para aquellos que gustan de otros placeres.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#48

Sudoroso, ahogado se abrieron sus parpados pegados entre lagañas verdes y chorreantes, ojos inyectados en ríos rojos que supuraban lágrimas en un llanto sin boca. Yacía en su visión un juglar espantoso que recitaba profanas palabras que no podían repetirse. Su cerebro exprima químicos entre corrientes de luces formando galaxias de entendimiento que se volvía incomprensiones físicas de existencia matemáticas. No sabía, no entendía, no conocía. El arlequín engatusador y risueño reía entre las danzas funestas de pies de fuego. Brea ardía en el cuerpo que trasmitía inagotable dolor. Una muela que no era arrancada sino apaleada a entrar, a enterrarse mas. Emanaba sin aroma su propia pudrición que rellenaba cada aguada fosa nasal e impregnaba mas de muerte y desesperación.
El magna opera del infierno…
doscientos, quinientos incontables, arcaicos señores de fuego sellando bocas y bañando en derrota las almas que nunca dieron sus voces a su prójimo. Se amable.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#49

Tic tac, tic toc, al compases del reloj… La voz regreso, respira llamó… se despertó para verse en su cielo. Mares de sangre y pedazos de carne entre una maraña de pieles en enjambre. Sus alas desplegó era un ángel, sus plumas eran cielos de estrellas, vías lácteas enteras. Bailaban a su alrededor mujeres con mascaras hechas de animal, bestia que encarnaban la fiesta de un sentido amor. Tenía navajas, cuchillos, hojas con filo que enterraron en su cuerpo sin desatinos. Mareas oscuras de una sustancia nocturna, mas sin embargo el reloj no paro… tic tac, tic toc, envejeces la muerte se hace presente, sus órganos salieron en sus manos. Eran joyas hermosas que se restregaron en sus cuerpos sin ropa. Tripas en sus cuellos como bufandas de diseño. Huesos se desprendieron para hacerse un juego de armas.
Empezaron la matanza entre ellas. Se apuñalaban y sangraban en una risa desquiciada. Morían y se hundían en el agua escarlata y solo flotaban sus huérfanos órganos.
Tic tac, tic toc el reloj nunca se detuvo… la humanidad desapareció….solo los pocos rastros de aquel ángel quedó

Hace alrededor de 2 años

0

2
#50

Ella siempre te mira cuando duermes, bajo tu cama, en la ventana, en tu closet, le encanta verte dormir. Pero no vayas y la veas, gusta de ver pero quien mira… nadie sabe lo siguiente. Tenlo en mente.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#51

Confórmate, le dijeron y obediente se sentó en una esquina hasta que su piel se arrugó y se secó. Yació allí como una momia. Se conformó con simplemente morir.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#52

La televisión no calla y me mente hormiguea. Las paredes exudan lágrimas mientras me hundo más en el sofá. Canal tras canal me vende su verdad, la pintura se desprende y revolotea como mariposas de papel. Mis pies se mojan y naufrago en el suelo de cerámica que se hace charco de lava fría. Es el pantano de las agonías y todo se va en un chispazo electrificante que aúlla. No hay paredes y puedo ver el exterior muerto del presente y la oscura tv que ya no habla más del hoy, de lo que va suceder, de lo que sucedió… Un fin, sin aviso.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#53

¿La has visto? ¿Cuando estas a punto de dormir y viene una visión de ti en una silla, o en un columpio, al borde de caer y saltas despertando? ¿has visto aquella mano oscura que te empuja?

Hace alrededor de 2 años

0

2
#54

No mires a los ojos de la gente sombra, incluso si sus rostros son vagas siluetas humanas, los tienen y en ellos encontraras la profundidad de lo que es el verdadero temor. Comprenderás entonces su propia existencia.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#55

Cargas una melancolía profunda en esos ojos. ¿Qué sería de ti si robara un beso profano de esos labios cereza? ¿Te enamorarías de mí en otra alegoría de reconocer y olvidar? O ¿terminarías odiándome por seguir y avanzar con un plan demencial? Mi dulce amor, cuanto veneno en tu cuerpo que desearía sorber para el mío. Si pudiera morir que fuera de ti amor mío. Así no odiarías, así no penderías de un hilo de mantener la calma y salir corriendo a cualquier dirección. Pero las palabras de sangre se escriben en papel de piedra. Tablas de una maldición que nunca termina, una promesa, un romance, un adiós…

Hace alrededor de 2 años

0

2
#56

Se me ha pedido construir un edificio, que acepte el impago del mismo aunque se derrumbe, no es asunto tuyo, calla y toma el dinero….
Me sonrió con gracia, ¿Sabe que viviremos en él? Me pregunto.

Hace alrededor de 2 años

0

2
#57

Como quisiera regalar, mis penas pero son mis nenas y me han enseñado a andar
Yo que ni se hablar ni menos cantar mientras naufrago en el bar de las eternas tristezas
Siempre buscando con pereza una razón con certeza para callar
Crecen rosas negras en el caminar de mi senda. La sombra de mi tierra tiembla
Ámame frío rencor, aliméntame con el frescor del odio y compite con la naturaleza rota del mucho

#58

El pasado alambra la oscuridad al andar lamentable de las cadenas del reloj, el demonio habla cansando, alimenta la reflexión que prueba la madre de las tristezas
¿Por qué ya no puedes ser feliz? arrazocon el interior de la vida que corta
Mentiras que pisan en una pelea perdida, y obstinadas claman
Obedece los designios del infortunio y arrodíllate a morir porque vives el acto y no sentiste el efecto

#59

Alzo la mano suplicando al ojo que me muestre el camino, pero los dioses del abismo hablan por mi ¿entonces estoy solo?
«Buscando sentido como si la vida lo tuviera»
Quiero batallar en esa guerra mostrando espada terca de plata que canta en metal y destello
«Pero eres como tu padre de carne buscando fantasmas y bonanzas dónde nadie las cambia»
Yo quiero dormir… quiero morir, colgar mi cuerpo en las ramas muertas de mis arboles

#60

Cuenta un pequeño autor que el miedo cruzo la línea y invoco a la marea de gente, entonces sus bocas se volvieron filosas y el milagro se volvió una tortura que empezó a comerse unos a otros. No había verdadera respuesta, no había salvación, solo un descuartizarte final en un brillo mortal, lo horrible haciéndose real
La malvada verdad de la corrupción, sin final sin aviso muriendo con el corazón de una ciudad traicionada, fronteras que arden y la campana que se rompe…

#61

«Séptimo error y lord de la tierra retirada el romance es la revelación que navega en los mares de la desesperación»
Puedo ver los terribles sueños fluir en mis ojos y quemar mis mejillas pero no puedo sentirlos, las notas que achican mi sueño que rompe al pequeño y terco rey
Embriagado en la locura puedo reír mientras supuro azabache el aliento humeante del la fosa, juguemos ultima vez
«La devoción te traiciona y la voz de tu interior ya no habla contigo, es el silencio que suplica»
Yo no creo en las segundas oportunidades, la vida es un regalo muere hoy para no tener mañana, eterno subyugar nocturno que charla en rotundo sí. No me lamentare mientras la soga cuelga en los sueños infortunados de mis victimas que me lloraran, el sufrimiento lo matara el tiempo. El lord que no sabe decir ni estar.
«Verdugo sin piedad que la lluvia caiga sobre tus historias rotas, dentro supuesta de la llegada y el retorno del dolor»

#62

Las noches poseídas bridan al nombre de un licor de sangre que les embriaga mientras la corona se rompe y se rearma. Sueña con un momento que la tiranía del hombre se rompe y vuelvo a charlar pero debo matar, para poder decir, debo morir en este sitio para sentir.
Una pequeña magia que me ahoga en rincón de los tontos, se hace fuerte el hilo tejido en media noche mientras mi madre me llama a volver, vive padre del reino, asiste a la bendición del sol negro que retuerce las fuerzas del mundo, ordinario tus pasos se hacen temblor mientras la gloria de la lengua negra habla de los secretos claros que buscan sacrificar a los místicos corderos
Las personas de un país enloquecido… perdónales para que el mañana sea alegre

#63

Cuando su belleza deslumbró su corazón se enamoró profundamente de ella y con ello despertó un poder que yacía en su interior. El de ver en el futuro. Su primera visión fue la de ella rechazándole… Cuando aquello se cumplió su poder acabó y ya jamás pudo ver el futuro.

#64

Despertó, desperté, ambos nos encaminamos al baño, me miró, le miré, hizo, repetí, se marchó, me quede a esperarlo, sería raro que no tuviera reflejo en su espejo.

#65

Fuimos desechados del mundo. Intentamos ser parecidos al resto y caminar con ellos a donde fuese que caminasen, pero mirábamos atrás en medio de la fluyente multitud. Deseábamos ir en contra corriente para alcanzar nuestros sueños. Pero teníamos miedo. El futuro prometido esta delante de nosotros. Las cosas debían ser así y lo contrario solo era ímpetu infantil. Ya somos adultos debemos tragarnos nuestros pensares y continuar… En dolidos pasos que sangran nuestros planes, la rebeldía, la imaginación… un adiós a todo ello.

#66

Gotas gruesas caían sobre el cemento de la acera. Formaban cristalinos charcos que se filtraban en ondas circulares de colores en un mirar vacío. Un yo que esperaba un día que no iba a llegar y sonreía en los reflejos del tiempo. Tierras extrañas de reinos lejanos que solo existían a través de él. Aventuras de lo insólito en un jugueteo de sonrisas. Era más real lo visto que lo sentido por su cuerpo. Fluían con el golpeteo de gotas la música de una cascada perdida. El triunfo de la vida que danzaba con el viento que hacia bailar hojas de los árboles y la flexible hierba. Pelaje de su mundo. Uno de ellos. Uno de tantos...

#67

Una preciosa tonada del infierno que deja sordo mis sentidos y manifiesta una clara pérdida. ¿A dónde fue mi amada artista que pintaba obras de aristas infinitas? No puedo escuchar más su pincel oscuro filtrarse en la acuarela del mundo. Es que le lastime y se ha ocultado en el fondo de su abismo nocturno. Ya no hay frases de lo rotundo hablado de lo profundo se ha extraviado en el disimulo y solo queda su piel que no deslumbro. Incluso es inevitable aun cuando no pregunte. ¿Qué se sentirá descubrirse ser… nada?

#68

Dedos marchitos que toman las celestiales manos de un adiós al llanto agudo de un ángel que anuncia el fin. Incluso si mueres eres infinito en mí.

#69

Cegado en un corazón que se pudre a comparación de una bolsa que se quema. Arde de manera tal que se achica volviéndose un carboncillo negro que expira un olor nauseabundo. Mi historia empieza con una muerte. Mi historia es de antiguo dioses oscuros que abrieron los ojos a la luz. Mi historia es de reyes que se pudrieron en sus reinos sin día. Mi historia no empieza ni termina. Un aviso del final.

#70

Se tumba en la hiedra y una risotada clásica de colmillos filosos. Carmesí pegado y aroma hediondo a cadáver. Le amo, es oscuro, es mi escudo para no odiar. Sus ojos son hoyos negros que tragan almas sin miedo. Se acumulan en flujos de sangre, cascadas que rugen en los odios cerrados. Tapados por las palmas de sus manos. Despedazar su carne, devorar su cuerpo, penetrar sus huesos. Se rompe en una entremezclada risa de llanto. ¿La demencia? ¿La locura? Es el final sin aviso del abismo.
Se traga a todos…

#71

Se enamoró de diosa caribeña que reflejaba playas en sus pequeños ojos, dulzor del sol en su piel, aceite de coco que en frescor de una mañana de una ida a ningún sitio, abrazados en la brizna de una llovizna que decía quédate un día para poder perder la agonía, o disfrutar de ella al mediodía. Austro de los astros que se reúnen exactos para celebrar. Es el acto de un gato de desgasto que no deja de maullar.

#72

Pasillos oscuros que se iluminan. Ajedrez en fila que se anima. Baila los cuadros negros y se levantan entre los blancos que también se alzan. Todo levita en la habitación del reloj sin tiempo. Detenido, parado y estorbado por la rabia. Grita en sin sonido, llama sin palabras. Escupe su saliva e indigna el corazón sin alma. Prueba a morir… estalla su corazón como una rosa que se abre y espina salen de su carne. Se retuercen de hambre. Dime, dime, dime… ¿El vocero del final eres tú?

#73

Se desploma la ciudad mi ciudad de gloria. Se retuerce y se reclina en temblor de cohetes. Destrozos de roca que caen enormes gotas. Sin respirar, sin esperar. No dejo de aullar. Soy la deshonra sin sombra. Despliega alas sangrientas de muerte. Es la misma mente que procura el referente. ¿Quién dice? ¿Quién habla? No para ¡no calla! Me hace desear arrancar su lengua para ya no escucharle hablar. Aviso sin final.

#74

La decadencia pone una espada en tu manos mientras la oferta del alma sigue respirando, ciento de días en agonía buscando el consuelo desde profundo inmundo del mundo que no para de llorar. Perdiste y fracasaste en lo que procuraste continuar, pero llevas la marca del infortunio real, sello quemado en la piel que habla que no puedes morir. Vive un día nuevo para poder reír/sufrir

#75

Incluso en esos días en que no tienes nada escribir, escribe que no tienes nada escribir.

#76

Y, entonces le encadenamos. La bestia que con destreza se hacía de nuestra cabeza. La lluvia y la tormenta. El viento que arrancó nuestra piel es el mismo que provocó sus promesas. Nuestra espada sin filo se quebró y cayó en el abismo donde gritó. Ya no tenemos belleza. Ella se partió. Nos dejó y ahora sufrió. Y cómo cadáver en la tierra se hundió. ¿Por qué no terminó?

#77

Desperté en el sueño que dormí. Ligero como las plumas de un ave. Sombrío como el abrigo de negro alce. Eléctrico como un dragón del aire. Suspiré en el clamor de un temblor tormentoso. Relampagueante la neblina de mi amada base. Estiré mis manos suplicantes, para comprender el desastre. Había sido poseído por Marte y ahora sólo suplicaba matarte sin avisarte. Terminar contigo en desgaste. Aplastarte y rebanarte. Llegarte a desintegrarte.

#78

Guerreros en la diestra siniestra que busca la fuerte siesta para poder despertar. Es que en lo sueños tercos del erebo que escupen fuego está la verdad. Rosas renegadas que se niegan a parar de cantar. Silban al viento en humildad que el tiempo de la perdición de la humanidad.

#79

Oh, puedo ver desde el balcón del trono un pasado que se marchó, una sensación que solo puede definirle a quien dirige el mensaje. Para el resto solo palabras adecuadas e incluso sin sentido. Trucos para que nadie hable de lo claro que es el detalle de irse. El cristal rojo refleja en el abismo que me hace llorar, abrázame soledad y toma mis manos armadas enmarañadas de alambre que dicen la tristeza de la despedida. Todo es temporal cuan el beso que se dice a dios para volver, pero todo cambia y se ha marchado a celebrar algún otro lugar. El trono azabache perlado y la dama de porcelana que respira el polvo tenebroso me saludan. Ángeles oscuros me esperan.

#80

Entre místicas palabras un mensaje claro, había una vez que no hubo más.

#81

Herético sin ojos que miran el pasado en un despojo de su hoy, frecuentemente teje palabras apretadas que no van a nada pero que dicen todo en baladas que sirven como balas para matar la angustia llegada. Es que no es un dios de amor pero si uno con rencor que se deja llevar por el dolor y nunca por el esplendor del perdón.
Aun así cree, perdona y ama… Sin final, sin aviso, al infinito futuro, en una promesa de eterno amanecer.

#82

Odiaba el mundo por lo que le perdonaba y a sí, escribiéndole.

#83

Mi pequeña princesa de cristal tengo una historia oculta en el cielo del cuerpo que te llama dispuesto y se oculta en repuesto. Una despedida que elegiste tú y una vena que no se resiste aceptar el dejarse ir. La gente envidia demasiado algo que no está allí, los ángeles tienen nombre y se les hace difícil hablar entonces la sangre se cruza con hoscas palabras de las estrellas pero en el fondo el silencio significa fuego eterno. Tardado el cansancio dice que las reinas son los que las reinas son, desaparecen en las letras y forman muros en las esferas del sueño reino. Barcos que navegan en mareas de lava y tocan en tortura mi pequeña prisión de piel pálida. Usa tu nombre pequeña gloria que las locuras desbaraten el ceñido que desaparece en la canción, piezas que flotan en espolvorean en notas que nadie puede comprender. Escuchar sentimientos y ver sin ojos.

Bésame una vez antes de irte…

#84

Vamos a aprender a querernos hoy porque tal vez mañana no estemos.

#85

Le amaba en su oscuridad, pero su amor le hizo brillar.

#86

Una lluvia que rebasó su corazón. Todo se hundió en odio. Se ahogó incluso si nadó. Se rompió en el velo de su extremo. Se plantó en el suelo y lloró. Repitió sin palabras y se agotó. Susurró nombres de dioses pero ninguno oyó. No recordó que todo eran sordos y se desplomó en barro que lo formó. Nadie le avisó.

#87

El hombre más solitario del mundo vivía rodeado de las gentes que eran indigentes del amor. Mendigaba consientes de los que eran, inocentes en tratar de intercambiar… nada

#88

El aroma al café entre la jovial risa de mujeres y hombres, una familia conectada por el espíritu de la virtud del mundo. Niños que juegan enfocados en los dulces que hablan en diversión. Es la sombra de una risa que juega a las fantasías de la paz. Caballeros armados cuyas armaduras crujen en el incesante tambaleó de la batalla. Repitiendo el mantra de la apuesta de la guerra, pero el alarido espectral se manifiesta en las pesadillas que hacen perecer la hadas que abalanza el pecado de no poder entender a otros. En el barro que hace de tumba, en final sin aviso.

¿Prefieres probar a morir que dejar tu ego ir?

#89

En lo profundo del fallo puedes aprender sobre una leyenda de verdad que esta siempre junto a ti y sufrió por tu nacer. Aprende algo.

#90

Luces que se filtraban por entre las hojas. Una brisa delicada que acariciaba su piel canela mientras ella tarareaba una canción sin palabras. Pintaba un cuadro de amanecer en ruido de un bosque que no estaba allí. Mi querida amiga mujer quien sonrío en su luz de niña juguetona. En mi se esparcía la neblina de los lamentos y danzaban esqueletos. Yo sé reconocer…

#91

Yo no les quiero, a mis propias palabras porque todos dicen que se parecen a mí en cuanto yo veo que somos diferentes. Enmarcado en distintos dilemas. Distintos planos que se alejan de quien soy. ¿Para qué reflejar mi ser cuando estoy intentando escapar de él? Todos se equivocan o en una ceguera paradójica escribo sobre mi cuando deseo desvanecerme entre otra historia. Desvanecerme, permanecer en el eterno silencio alejado de los clamores de una vida solitaria. Yo el caminante que mira sus pies ocultando el rostro de una mirada asesina. Cuando creces en la reflexología te das cuenta… y darse cuenta asesina tu alma a niveles que deseas no haberte dado cuenta. Y temes hacerte cínico, tan cínico que al final todo se desplome y te dé igual.
«Y por eso creaste un mundo, dentro de un mundo, dentro de un mundo»
Si puedes formar una imagen clara de tus sentires los comprendes e intentas buscarle una vuelta en respuesta. Una noción básica.
«Pero se te escapo de las manos»
Si no sale mal algo, no sería una buena historia.
« ¿Y cuándo empezó a salir mal las cosas?»
Cuando él despertó, de su sueño, del que se suponía eterno.
Y despertó por mi arrogancia.

#92

« ¡El tiempo nos ha asesinado!»
El viento sopló arañando con el fino polvo, su rostro. Sus ojos entrecerrados sólo le dejaban ver una silueta que serpenteaba al cielo en llamas mientras las metrallas golpeaban todo su ser. Deslizó su mano en la arena para levantarse pero encontró algo familiar que impulsó su cuerpo a apegarse a ello. Una espada que resolvió el rompecabezas de su mente recordándole que era un caballero. Fungió como bastón para ponerse de pie mientras la silueta brillo en ojos rojos al mirarle. Las pesadillas de su cabeza se reprodujeron y azotaron como fantasmas en la oscuridad de su alma. El reclamo del fracaso le curvó a un destino a ser no más que un muerto errante. Nada había en él y en risotadas en un eco de demencia lo confirmó mientras aquello se abalanzó a comerle. A mordisquearle hasta que su carne se desprendiera de sus huesos.
«La muerte no te dará descanso, solo prologara tu sufrimiento»
Su cuerpo se movió por si solo agitando el filo de acero de la espada cortando a la bestia cuya imagen era confusa en sus ojos de aquella arena de oro ardiente.
«Lo que existe no muere, recuerdos espinosos que se vierten en malas decisiones, complejos»
Retrocedió en neblina, en su daño al hocico en forma de un cocodrilo hambriento entre manglares que ridiculizaba con su mirar a su presa.
«Pequeño hombre… desaparece»