SOMFANMEX
Rango3 Nivel 10 (76 ptos) | Cuentacuentos freelance
#1

Había transcurrido una fría noche en el Yermo, cuando un hombre vestido con harapos y un chaleco blindado, se levantaba para mear un día más.
El sol amarillo se levantó por el este, e iluminaba el interior de las ruinas de la pequeña fortaleza de hierro rojo y arena endurecida. El lúgubre edificio se iluminó poco a poco y el alto y delgado hombre que la habitaba, asomó la vista por una pequeña ventana de su refugio. Después escuchó un pequeño ruido dentro de su fantasmagórico hogar, y el hombre sonrió con aquellos dientes de sierra que poseía; parecía que tenía invitados en la casa.
—Son perros muy listos, si me hubieran atacado de noche, ya estarían muertos—, dijo el hombre mientras desenfundaba dos wakizashi de hierro negro sin empuñadura.
—La Comandante en Jefe solicita tu presencia, Perro Salvaje. Vivo o muerto—, dijo una de las voces de sus invitados.
Salvaje sonrió nuevamente y saltó por un hueco en el suelo, para caer encima de uno de sus enemigos, atravesando su cuello hasta el corazón con la hoja negra de su espada. —Me niego—, le dijo antes de que los demás, comenzaran a disparar...

Hace más de 1 año Compartir:

0

0