Esu_Emmanuel
Rango13 Nivel 64 (18863 ptos) | Premio de la crítica
#1
    Partes:
  • #2

¿Quién eres? ¿En qué lugar te hiciste de esos ojos tan llenos de vida? ¿Cuándo se sembraron la ternura, la locura y la belleza en tus labios? ¿En qué momento se colmaron tus manos de candorosas amapolas para pintar con tan sutil recato millones de cielos estrellados con tu nombre –en minúsculas– en una pequeña esquina? ¿Cómo es que me robaste el alma sin conocerte?

Es triste mi andar desde que te me fuiste, me quedé varado en medio de la nada cuando te arrancaron de mis sueños… He llorado mares de arrepentimiento por no saberte cuidar, por no entender que si seguía te iba a matar… “¿Cómo?”, te podrás preguntar –si acaso te interesa hacerlo–. “¿Cómo podría perderme a mí mismo?”, eso es lo que me dirás… Y es que, nos hemos mirado tantas veces al espejo, pero no conseguimos reconocernos… Es así que me he perdido en un laberinto de condenación… ¡Yo mismo soy la objeción, la víctima y el juez! Me he arrancado a pedazos el alma sólo para volverte a ver y no alcanzo… ¡No me alcanzo a suceder!

Hace 8 meses Compartir:

1

3
MrsNoboda
Rango7 Nivel 31
hace 8 meses

Mi parte favorita, "Yo mismo soy la objeción, la víctima y el juez! Me he arrancado a pedazos el alma sólo para volverte a ver y no alcanzo… ¡No me alcanzo a suceder!" Se podría aplicar a tantas cosas, solo ese pedazo.
@Esu_Emmanuel


#2

He dejado de pretender que encontraré la comprensión a esta demencia que me acosa, a esa terquedad que me lleva de la mano por los pasillos de la contradicción… ¡Hoy respiro, mañana no! Así, amando y odiando como castigo y bendición… No logro… No logro esa conexión entre tú y yo… Y el tiempo camina, se diluye en mis venas, al correr de mi sangre, a cada contracción de mis arterias; luego, musito tu nombre con la boca seca, con los labios pegados a los dientes, con los ojos turbados en la oscuridad de una habitación que ya no siente, bajo un cielo plagado de sangre y un suelo atestado de nada.

Nada… ¿En eso terminamos? ¿En nada? Ya no puedo verte, te me has ido con la última luz de la mañana, con el canto del gorrión que vino a despedirse, con la hoja marchita que terminó de consumirse sobre el ardiente piso que me quema los pies. Y si no eres tú en mí, ¿qué queda? He ahí la ironía que me gangrena… No te conozco –ni lograré conocerte–, pero me hiciste tuyo como se hace el alma de un cuerpo consciente de la vida que se le entregó por vivir.

MrsNoboda
Rango7 Nivel 31
hace 8 meses

Oye me encanto, hasta creo que se me desgarro un poquito el alma, solo por leer. @Esu_Emmanuel

Esu_Emmanuel
Rango13 Nivel 64
hace 8 meses

Escribirlo fue desgarrarme el alma... Gracias por tu lectura... =)